dañado

La sal es una sustancia de color blanco presente en grandes cantidades en la naturaleza, como masa solida o disuelta en el mar, la sal es un elemento muy utilizado en la elaboración de productos cosméticos, como cremas, acondicionadores y champús, en los cuales su función es dar consistencia al producto y limpiar el cabello y cuero cabelludo. Pero ¿Qué efectos secundarios puede causar en el cabello?

sal

Daños capilares por el uso de productos con sal.

  • Perdida de humedad.
  • Fibras capilares resecas.
  • Perdida de brillo.
  • Comezón en el cuero cabelludo.
  • Perdida de eficacia en tratamientos capilares.
  • Sensibilidad de cuero cabelludo.
  • Caspa.
  • Caída constante de cabello.
  • Disminución de folículos capilares.
  • Poco crecimiento.

Esto sucede cuando la sal entra en las células del cuero cabelludo y elimina la capa de aceites que protegen e hidratan el cabello y cuero cabelludo.

Mascarillas naturales que eliminan la sal acumulada en el cabello e hidratan el mismo.

Mascarilla de áloe vera y aceite de oliva.

 El áloe vera: Es un producto esencial que aporta muchos beneficios al organismo, en cuanto a salud capilar, el áloe vera purifica, hidrata y estimula el crecimiento del cabello.

El aceite de oliva: Este producto natural funciona como hidratante y suavizante capilar, además de proteger el cabello de los rayos del sol.

Preparación y forma de uso.

  1. Mezclar 5 cucharadas de extracto de áloe vera y 2 cucharadas de aceite de oliva.
  2. Aplicar la mezcla sobre el cabello y cuero cabelludo.
  3. Dejar actuar por 30 minutos y retirar con abundante agua.

Mascarilla de miel y huevo.

La miel: Este producto además de hidratar naturalmente el cabello, aporta nutrientes esenciales que restauran la melena y estimulan el crecimiento saludable del cabello.

El huevo: Alimento que aporta gran cantidad de vitaminas y nutrientes que restauran las fibras capilares, previenen la caída, aportan brillo, suavidad y estimulan el crecimiento del mismo.

Preparación y forma de uso.  

  1. Mezclar un huevo y 2 cucharadas de miel.
  2. Aplicar el producto sobre el cabello húmedo.
  3. Dejar actuar por 30 minutos y retirar con abundante agua.